¿Cómo bajar la urea alta en la sangre?

La urea se produce cuando se procesan las proteínas en el hígado. Una dieta alta en proteínas, así como problemas del hígado o riñón pueden ocasionar niveles de urea en sangre elevados, que de no ser atendidos pueden ocasionar complicaciones de salud.

Sigue leyendo porque te contaremos cómo bajar la urea alta en la sangre.

¿Qué es la urea?

La urea es un compuesto orgánico, una sustancia química tóxica producida por el organismo como resultado del procesamiento de sustancias nitrogenadas.

Para que lo entiendas, es el desecho producido por el procesamiento de sustancias contenedores de hidrógeno en el cuerpo, como lo son las proteínas.

como se puede bajar la urea alta en la sangre

La urea es una sustancia incolora y con fuerte olor que se encuentra en grandes cantidades en las heces y en la orina. Se puede expulsar a través del sudor y la orina.

Esta sustancia, junto con la creatinina, se utilizan para medir la función renal. Estos dos elementos inciden directamente en el funcionamiento no sólo del riñón, que desecha los residuos del procesamiento de las proteínas, sino también del hígado, que es el órgano encargado de procesarlas.

La urea se produce en el hígado, en lo que se le llama el ciclo de la urea, mediante el cual las proteínas se rompen en trozos más simples, llamados aminoácidos. Dichos aminoácidos a su vez liberan nitrógeno, su principal componente, en forma de amonio que se une con otras moléculas formando la urea que luego es expulsada por los fluidos corporales.

La urea que no se expulse correctamente puede generar graves problemas de salud como la insuficiencia renal, hepática e incluso cardíaca. También puede provocar alteraciones neurológicas.

Para conocer los niveles de urea en la sangre, el paciente debe realizarse un análisis de sangre que confirmará si tiene valores normales o si tiene la urea un poco elevada. Un médico valorará los resultados, puesto que los valores normales de este elemento varían de persona a persona.

Causas de la urea alta

Existen diversas razones que pueden desencadenar un aumento en el conteo de urea en sangre, cuyo nombre médico es uremia. En algunos casos, la urea alta en la sangre puede ser un síntoma de otra enfermedad; en otros, puede ser consecuencia de ciertos hábitos o comportamientos.

Estas son algunas de las causas más comunes que derivan en urea alta:

  • Hipertensión arterial
  • Insuficiencia renal crónica
  • Gota
  • Cirrosis hepática
  • Sangrado gastrointestinal
  • Insuficiencia cardíaca
  • Dieta con excesivo consumo de proteínas
  • Deshidratación o hidratación insuficiente
  • Insuficiencia hepática
  • La práctica de ejercicio intenso durante largo tiempo y de manera continuada
  • Trastornos genéticos
  • Quemaduras severas
  • Infecciones urinarias
  • Agrandamiento de la próstata
  • Inflamación del riñón
  • Psoriasis
  • Leucemia
  • Enfermedad de Addison
  • Uso de fármacos para la hipertensión, insuficiencia renal, antibióticos, y otros
  • Consumo de dietas altas en calorías
  • Problemas del hígado

Puede interesarte también: Antibióticos Sin Receta – Por Qué NO Deberías Comprarlos


diversas causas de tener la urea alta

Es importante que una vez obtenido el resultado de urea en sangre que concluya que ésta tiene valores elevados, se acuda al médico para conocer la condición subyacente que produce dicho aumento en la urea. El diagnóstico será clave para definir un tratamiento para este problema.

¿Cuáles son las consecuencias de tener la urea alta?

Como ya te explicamos antes, la urea es un compuesto orgánico. Sin embargo, esto no minimiza su toxicidad, por lo que su aumento en la sangre es potencialmente nocivo para la salud.

¿Qué pasa si la urea está alta? Si no se trata de la manera correcta puede producirle graves daños a tu salud.

Un conteo alto de urea en la sangre puede provocar problemas de salud tales como:

  • Insuficiencia renal crónica
  • Insuficiencia cardíaca
  • Insuficiencia renal
  • Hipertiroidismo
  • Problemas gastrointestinales
  • Problemas óseos, o debilidad en los huesos
  • Problemas de coagulación sanguínea
  • Alteraciones de tipo neurológico
  • Anemia
  • Presencia de arenilla y/o piedras en el riñón

Lee también: Síntomas de la anemia por deficiencia de hierro


A pesar de que la urea alta en sangre, o síndrome urémico, puede ser algo relativamente fácil de controlar si se visita a un médico, es importante no subestimar esta afección;  un descuido puede terminar ocasionando problemas muy graves en la salud, que podrían incluso acarrear la muerte.

Tratamiento de la urea alta en sangre

Una vez detectado un nivel alto de urea en sangre, el médico puede recetar algunos tratamientos que ayudarán a reducir sus valores.

Existen diversos tipos de tratamientos para controlar la urea alta en la sangre. Algunos son de tipo médico farmacológico, mientras que otros son remedios naturales que pueden ayudarte, y otros se enfocan más en la dieta.

mejores tratamientos y remedios para bajar la urea

El tratamiento que se recomiende para disminuir el contenido de urea en la sangre va a depender, en la gran mayoría de los casos, de la causa que lo provoque, que como ya hemos visto antes, pueden ser muy diferentes.

Sin embargo, hay algunos remedios caseros básicos que puedes seguir si tienes valores altos en el conteo de urea en tu sangre, sin dejar de lado lo que te haya dicho el médico :

  • Disminuye la cantidad de proteínas en tu dieta, especialmente aquellas que provienen de las carnes rojas pues aumentan el ácido úrico. Igualmente, disminuye el consumo de alimentos grasosos. Estos incluyen los lácteos, aceites, carne de cerdo y otros.
  • Disminuye la ingesta de sal y otros alimentos que contengan sodio como los quesos, enlatados, conservas, embutidos y otros.
  • Aumenta el consumo de líquidos, especialmente el agua. Recuerda que la recomendación médica es beber al menos 2 litros de agua cada día. El agua ayudará a eliminar la urea y otras toxinas a través de la orina y sudor.
  • Evita ejercitarte en exceso, y si tu régimen de ejercicio incluye una dieta especial, revísala muy bien para que puedas comer adecuadamente a lo que buscas lograr sin poner en riesgo tu salud. Igualmente, durante tu régimen, asegúrate de consumir grandes cantidades de agua.
  • Regula tu consumo de alimentos que contengan potasio, y fósforo (ver alimentos ricos en fósforo).
  • Puedes consumir la raíz de la planta conocida como “diente de león” en infusiones pues ayuda a reducir los valores de urea y creatinina en la sangre.
  • Otros alimentos a evitar cuando sufres de urea alta en sangre son: frutos secos (maní, higos, merey, almendras, etc.), pasta, cereales y arroz.
  • Incluye en tu dieta alimentos como el trigo, el centeno, la avena, el cacao, el brócoli y las patatas.
  • Elige métodos de cocción como a la plancha, al vapor, al horno, entre otros, y evita las frituras.
  • Consume 2 tazas de infusión de manzanilla cada día.
  • Consume alimentos verdes como el berro y la espinaca.
  • Realiza baños de vapor cada día durante al menos 20 minutos. Estos te ayudarán a liberar las toxinas retenidas en el cuerpo.
  • Alterna baños de agua fría y caliente por entre 20 y 30 minutos cada día.

La uremia es una condición que es sencilla de tratar una vez se conoce de su existencia. Sin embargo, no por ello debe verse como algo que no requiere cuidado, puesto que una uremia que no es detectada y tratada a tiempo puede devenir en problemas sumamente graves de salud que una vez se presentan son muy difíciles de tratar.

Por eso, te recomendamos mantener tu salud al día realizándote chequeos médicos con regularidad para estar al tanto de tus condiciones de salud. Una buena calidad de vida está al alcance de todos, pero depende de ti que así sea. ¡Cuida tu salud!

Comparte con tus amigosShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest
Share on LinkedIn
Linkedin

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra .Política de Cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies